pexels-photo-4009409

Novedades de cine en plataformas (marzo 2021)

Ofrecemos una selección de películas recientemente aparecidas en plataformas digitales.

PÚBLICOTodos los públicos

Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on email
Share on print
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

Emma

Directora: Autumn de Wilde. Guion: Eleanor Catton. Intérpretes: Anya Taylor-Joy, Bill Nighy, Johnny Flynn, Miranda Hart. 125 min. Jóvenes.

La primera virtud de esta película es su respeto por el tono de la famosísima novela de Jane Austen, sin ninguna concesión a efectismos comerciales o complacencias anacrónicas. Otro elemento interesante es que gran parte del equipo es femenino, empezando por la guionista, Eleanor Catton, y la directora, la fotógrafa estadounidense Autumn de Wilde. De esa manera se custodia la perspectiva femenina de Austen en la película, sin caer en ideologías extemporáneas.

Y es especialmente relevante el trabajo de Anya Taylor-Joy como trasunto de Emma. Aquí demuestra que es apta para cualquier género, incluso para la comedia dramática de época, algo nada fácil de lograr. También brilla con luz propia el veterano actor Bill Nighy, que encarna al padre de Emma, y que nos brinda algunos de los momentos más grandes de humor inglés.

 

El padre

The Father

Director: Florian Zeller. Guion: Christopher Hampton, Florian Zeller. Intérpretes: Anthony Hopkins, Olivia Colman, Imogen Poots, Mark Gatiss, Olivia Williams, Rufus Sewell. 97 min. Jóvenes.

El octogenario Anthony vive solo en su casa de Londres, aunque su hija Anne está atenta y lo visita con frecuencia. Como ella tiene intención de irse a vivir a París con su pareja, acelera los trámites para buscar a una cuidadora, aunque también planea la posibilidad de ingresarle en una residencia. Anthony se resiste a toda esta atención, desea mantener su independencia, pero resulta evidente que está perdiendo facultades.

Por supuesto que la película interesa por los temas tratados del declinar físico y mental, y la dificultad de hacer compatibles el cuidado amoroso y el vivir una vida propia. Pero resulta especialmente llamativo y logrado el modo en que se muestra el estado de confusión mental del protagonista, un soberbio Anthony Hopkins, hasta el punto de que podemos dudar, poniéndonos en su lugar, acerca de qué es real y qué forma parte del extraño modo en que funciona su mente.

 

Las niñas

Directora y guionista: Pilar Palomero. Intérpretes: Andrea Fandós, Natalia de Molina, Carlota Gurpegui, Álvaro de Paz, Eva Magaña, Francesca Piñón, Jesusa Andany, Julia Sierra, Mercè Mariné, Zoe Arnao. 100 min. Adultos. (Lenguaje soez, Sensualidad)

Dice Pilar Palomero que Las niñas, su ópera prima, no es una película contra los colegios de monjas, sino una mirada a comienzos de los noventa y a cómo era entonces la vida. Palomero nos cuenta la historia desde los ojos de Celia, una preadolescente estupendamente interpretada por Andrea Fandos, cuyo mundo se circunscribe al colegio y al grupo de amigas, y todo transcurre entre aulas, pasillos y monjas. Visto desde 2020, ese ambiente que entonces era perfectamente normal, se lee como una rareza extraña y opresiva.

Palomero nos cuenta todo eso con un ritmo lento, contemplativo, y deja que el espectador indague en sus propios recuerdos y verifique. Pero, además, si se ve el filme con algo de sentido crítico hacia el presente, se puede concluir que las lacras que esa sociedad tenía, y que afortunadamente hoy están superadas, se repiten a la inversa en la actualidad.

 

 

Mi primo

Mon Cousin

Director: Jan Kounen. Guion: Fabrice Roger-Lacan. Intérpretes: Alix Poisson, Ascale Arbillot, François Damiens, Vincent Lindon. 104 min. Jóvenes-adultos. (Lenguaje soez)

Pierre es el consejero delegado de una gran empresa familiar y está a punto de cerrar una beneficiosa operación, pero antes debe lograr la firma de su primo Adrien, que es el propietario del 50% de la compañía. Adrien ama a Pierre y se siente muy unido a la familia, pero no es una persona convencional. Para conseguir el contrato, Pierre no tiene más alternativa que dejarse acompañar por Adrien en el viaje de negocios en el que debe cerrar el acuerdo.

Aunque divertida, la historia no funciona, no tanto por la pareja protagonista, sino por la falta de sutileza del guion, que parece una acumulación de gags y situaciones cómicas sin más propósito que forzar la risa del espectador. A pesar de todo, ha sido número uno de taquilla en Francia.